COVID-19: el alto costo de las medicinas y retraso de los seguros levantan quejas

DN. La Administradora de Riesgos de Salud (ARS) del hermano de la señora Marilin Cruz se tardó tres días en autorizar la adquisición de seis frascos de Remdesivir para su hermano, internado en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Moscoso Puello.

Temiendo que pasara lo peor mientras esperaba se agotaran los trámites administrativos del seguro, Marilin acudió a varias farmacias para comprobar que el precio del medicamento variaba desde los RD$9,000 hasta los RD$14,000, lo que dependía del lugar, y se decidió a pagar dos unidades de su bolsillo donde consiguió mejor precio.

Cuando por fin recibió la autorización, ella misma se desplazó hasta la casa productora del medicamento para conseguirlo sin más demora. La señora Cruz expresó su descontento con la angustiante espera, mientras su hermano se debatía entre la vida y la muerte, sobre todo al ver que otras personas enfrentan la misma situación que ella afuera del referido hospital, pero sin tener el dinero para acudir a una farmacia como hizo ella.

En el caso de la señora Lourdes Barreras, cuyo esposo, sin seguro, tiene 16 días ingresado en la ciudad sanitaria Luis Eduardo Aybar, no tuvo más remedio que pagar RD$97,578 por seis dosis de Covifor, a RD16,263 cada una.

Lo que tienes que saber
Recibe en tu correo las principales noticias del día.

Introduce tu email
En un recorrido por los principales centros de salud para pacientes de coronavirus, otros pacientes confirmaron que tienen que desplazarse al hospital Robert Reid Cabral para buscar el mismo medicamento una vez es aprobado por su ARS.

Lourdes Barreras también tiene cinco días esperando que los médicos le entreguen a su esposo para realizar unos estudios en Cemadoja, luego de que ella los pagara. Le informaron que tendrá que pagar RD$5,000 a una ambulancia para desplazarlo unos cuantos metros de un lugar a otro.

Jóvencitos afectados
Antes del mediodía del domingo la familia de Jeanny, de 20 años de edad, recibió la desgarradora noticia de su muerte, tras perder la batalla contra el COVID-19 en la Plaza de la Salud, complicado con el lupus que padecía.

La última vez que la vieron fue cuando la llevaban en una camilla a la unidad de cuidados intensivos tras complicarse, y les hizo un gesto de despedida con la mano. Hacía 15 días su abuela había muerto también por coronavirus.

La sobrina de Francisca González, de 16 años de edad, corrió con mejor suerte. Ingresada en el Marcelino Vélez el 19 de junio con dolor de cabeza, fiebre y dificultad para respirar, evolucionó positivamente y espera le den el alta este lunes.

Este fin de semana los hospitales para pacientes con COVID-19 estuvieron menos concurridos, con camas disponibles en algunos como el Luis Eduardo Aybar y el Moscoso Puello. En este último solamente estaban disponibles las camas de afuera, donde dan las primeras atenciones. Los médicos salían periódicamente a actualizar a la familia sobre el estado de sus pacientes, y algunos se podían comunicar con ellos por video llamadas.

Ciudadanos consultados en torno al anuncio de aplicar una tercera dosis de la vacuna contra el COVID-19 esperan conocer los detalles que darán las autoridades del Gabinete de Salud en los próximos días y sobre el aval científico acerca de su aplicación. “Hasta que no me muestren artículos científicos que avalen, yo no me la voy a poner”, expresó Marjorie Arias mientras acompañaba a su hermano a colocarse la vacuna Pfizer.

Mientras que José Álvarez, un señor de 63 años, que acababa de colocarse su segunda dosis, manifestó que hay que esperar a ver qué dice la ciencia y que las diversas autoridades se pongan de acuerdo. Pero otros ciudadanos, como el caso de Rocío Mata, adelantaron que están a favor de que se coloque una tercera dosis para evitar un rebrote y estar más protegidos.

Durante el recorrido hecho por Diario Libre, se registró que los centros de vacunación aún no reciben información sobre cuándo se iniciará la aplicación de una tercera dosis como refuerzo ni los protocolos a seguir.

A pesar de que semanas atrás los centros de vacunación estaban abarrotados de personas de todas las edades, la asistencia disminuyó significativamente las últimas dos semanas, según explicaron encargados de varios de ellos.

 

FUENTE EL PITUCO

Abrir chat
Oficina 809-588-3060
Como podemos ayudarte